lunes, 26 de abril de 2010

EL CAMINO


En casa todas las comodidades aguardan,
el techo es sólido y mullida la cama.
Pero nuestros pies no están cansados todavía,
y encontrar nuevas gentes y parajes es nuestra guía.

Quizá encontremos, quizá nos encuentren,
nada está claro en el presente.
Todo se ilumina con la luz de Lo Pasado,
mas, por ahora, seamos “simplemente” afortunados.

Detrás del recodo pueden esperar todavía
muchas otras sorpresas que te cambian el día.
Y, aunque hoy pasemos de largo otros caminos,
puede que mañana sean nuestro destino.

La casa atrás y delante el mundo,
es el estandarte de nuestras pilas...
ya habrá tiempo de cambiar de consigna
y escribir algún que otro punto.

Luego el mundo atrás y la casa delante,
volvemos al sólido techo y a la mullida cama.
En el calor y sin reprocharnos nada,
podremos viajar a donde nos lleven las perdidas miradas.


4 comentarios:

Anónimo dijo...

Poema profundo, ¡usted!. Muetran el equilibrio emosional de siempre.El "aquí y ahora" visto de delante pa'tras y de detras pa'lante. Racional y tierno. Enhorabuena LBD

Yeray dijo...

Me alegra ver que prosigues con caminos ya empezados,
y que con el paso de los años tus pasos se han afirmado.
Un abrazo.

Nora dijo...

El mundo, siempre por delante mis niños!! Ya habrá tiempo para casa, techo y cama. Hay que vivir ese viaje de ensueño para luego, desde la distancia, rememorar los buenos momentos, aprovecharlos y sonreír... Para que queden los bueno recuerdos hay que vivirlos intensamente. No tengo dudas de que lo harán.
Besos y abrazos!!!

Farmacia dijo...

Que BIEN escribes, MARICON !!!

BESSITOS